FANDOM


Ver también: Objeto: Vestiduras de Aldenon

Texto del códice

Por su apariencia, era un mago salvaje nacido en la Espalda Helada, quizás Alamarri, pero de las tierras salvajes en todo caso. Era venerable y sin duda digno de respeto, pero no lo imponía. Cuando irrumpió en el salón de banquetes de mi señor y ofreció sus servicios con una voz resonante, se rieron de su audacia. Varios juramentados se ofrecieron a sacar al bellaco pero, antes de que pudieran cogerlo, el mago levanto su bastón y los hombres cayeron al suelo. Cada vez que se levantaban, volvían a resbalar y su torpeza fue acogida con risas. El arl Tenedor el Viejo, al que ya no lo quedaba mucho de vida, exigió saber quién era ese invasor tan arrogante.

"Soy el principio del fin. Soy el que ata la suerte, el Tejehechizos y el Custodio de los Secretos. Y he venido a crear un reino. Soy Aldenon el Sabio, y si aún no habéis oído hablar de mí... ya nunca podréis decir lo mismo". Su voz tronó, acallando a todos. Su magia era poderosa, y el salón le dirigió una mirada recelosa. Aquel mismo día Tenedor lo aceptó como consejero. Cuando Tenedor el Joven ocupó el trono de su padre, también tomó a su servicio a Aldenon. Yo me senté con el mago en muchos consejos y, aunque su magia era más grande incluso que la de los maeses de Tevinter, muchos creían que sus palabras eran puros disparates. No tenía en gran aprecio las duras verdades de nuestras tierras, decían. Compasión, misericordia, justicia... de poco importan cuando el teyrn Simeon invade tu tierra, solivianta a tus nobles y se lleva lo que es tuyo. Se volvió resentido e impaciente con nosotros y lo nuestro, y esos sentimientos con frecuencia eran mutuos. Pero hubo otros que se dieron cuenta de que tenía la visión de algo mejor que unas guerras nimias e interminables de teyrns y arls.

Cuando el arl Myrddin nos asedió, enviaron a un joven llamado Calenhad a reunirse con la víbora, aunque todos esperaban que lo traicionara y lo matara. Pese a todo, el chico regresó entre grandes alabanzas y anunció que no habría negociaciones. Aldenon se quedó prendado del "temerario honor" de que el chico hizo gala y pareció despertar de una pesadilla. El mago le dijo a Tenedor el Joven que le prestaría ayuda para aquella batalla, pero que después de ello se pondría al servicio de otro. Tenedor aceptó su dimisión con más alivio que otra cosa.

Al terminar el asedio de las colinas Occidentales, el arl Tenedor ya era historia. Fue Calenhad quien derrotó a Myrddin en combate singular y se convirtió en el teyrn Calenhad. Nombró a Aldenon jefe de su consejo.

—De Memorias de ser Devith, caballero abanderado del rey Calenhad

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.